La utilización de la sedación consciente en pacientes.

La sedación consciente se ha utilizado con el paso de los años cada vez más, muchas profesionales lo han utilizado en las distintas áreas de la medicina pero la principal de ellas ha sido la odontología por un gran número de cirujanos bucales expertos en el área de la reparación de distintas fases de los dientes. Cuando se habla de la sedación consciente, podemos decir que esta constituye a un estado en donde aún se permanece el cuerpo con un nivel de consciencia y que se preservan los sentidos protectores en alerta. Nuestro dentista de clinica dental en velez Malaga nos comenta que se puede mantener el control del cuerpo, la respiración y que la respuesta del cuerpo así como los estímulos verbales y táctiles pueden funcionar naturalmente.

En este estado, los pacientes pueden tener la habilidad de tener expresiones faciales, respirar con normalidad e incluso coordinar órdenes y das respuestas en cualquier momento, esto quiere decir que realmente no está dormido sino que se encuentra en un estado sereno de tranquilidad en donde no siente dolor alguno.

Mediante esta sedación se pueden eliminar distintos factores que se presentan en el cuerpo continuamente como lo son la ansiedad o el miedo que generan algunas personas cuando visitan a un dentista o que simplemente puede sufrir de nervios constantes hacia cualquier actividad que se vea dirigida a actividades constantes.  Esto ayuda a que las personas entren en un estado de relajación entera y/o somnolencia leve pero sin lograr perder la oportunidad de responder a todas las ordenes que les da un odontólogo, esto quiere decir que realmente no es una anestesia en general.

Se resume mucho la presencia de esta anestesia o mejor dicha sedación consciente para que sea la forma más reconfortante de que las personas puedan recibir su tratamiento sin problema alguno y que tanto para el paciente como para el odontólogo esto suele resultar de una gran ventaja cuando se está trabajando. Puede ser administrada bien sea por vía intravenosa, y esta se va dosificando a través del área según la duración que tenga el acto a realizar.

Una vez que la sesión culmina, se puede administrar otros fármacos para que el efecto de la sedación se elimine, de otra manera el paciente podría regresar a casa en perfecto estado siempre y cuando se encuentre acompañado por otra persona , como un familiar o amigo que vele por el bienestar del paciente de camino a casa.